LA ORGANIZACIÓN

LA ORGANIZACIÓN

Es una agrupación o entidad de personas que unidas pretenden alcanzar un fin determinado. Hay de diferencia entre una organización formal o informal.

El grupo-organización informal es aquella entidad social que surge y funciona de manera inconsciente, existe una identidad común entre ellos y distinta de los demás, depende de consensos, no está estructurada formalmente, interactúan regularmente y no tienen una jerarquía definida, aunque sí que puede existir un liderazgo.

La organización formal, es aquella organización con mayor permanencia en el tiempo que se ha creado de manera consciente para lograr un fin determinado, además está estructurada jerárquicamente y se estructura por medio de unas normas formales. En este mando de organización existe un mando o autoridad.

Junto a esta organización formal existe un “esquema interno” determinado directamente por la primera y absolutamente inseparable de ella, conformado por las interacciones sociales que tienen lugar entre las personas que integran la organización formal, pero que ni se identifican con ella y no puede decirse que vayan encaminadas a la consecución de sus fines.

Esta configuración interna de la propia organización no se puede obviar, y encontramos unos requisitos a aportar:

  • Las actividades, no surgidas por el desarrollo del trabajo, sino surgidas espontáneamente entre las
  • Las interacciones que se originan de los contactos sociales entre esas mismas personas
  • Los sentimientos y actitudes que surgen en el trabajo, pero sin tener como fin primordial el propio trabajo: simpatías, antipatías, amistades, intereses, etc.

Este “esquema interno” se conoce como organización informal.

Los grupos informales revisten una gran importancia en la eficacia de la organización, en su productividad, en el clima laboral, en el novel de accidentes laborales, en la satisfacción en el trabajo y en general en el rendimiento y el comportamiento de los trabajadores.

La estructura formal tiene por objetivo la consecución del fin económico de la organización, mientras que la informal tiene por objetivo la satisfacción de las necesidades personales de quienes trabajan en ella.